En este momento estás viendo <strong><em>Audiobranding</em></strong>: conoce todas sus ventajas

Audiobranding: conoce todas sus ventajas

El audiobranding es una herramienta cada vez más usada en la creación de contenido de audio. A diferencia de lo que podría pensarse, el material auditivo está resurgiendo, por ejemplo, en la creación de podcasts y audiolibros.

Esta estrategia surgió al entender que, cuando se involucran más sentidos al representar un potencial consumidor, no solo le queda la marca, sino que aumenta su felicidad. ¿Recuerdas alguna canción que te haga sentir de algún modo en particular?  Pues bien, en eso consiste llegar al consumidor mediante el sonido. Si quieres conocer qué es y cómo las compañías se sirven de él, sigue leyendo este artículo.

Audiobranding: qué significa

El término fue acuñado del inglés; de hecho, se compone de dos palabras: audio, cuyo significado es el mismo que en español y branding, que quiere decir marca. Por lo que, uniendo ambos términos, llegamos a la conclusión de que el audiobranding es el sonido de una marca, el cual la hace particular.

Ahora bien, puede que estés preguntándote cómo una marca podría tener un sonido “propio”. Esta estrategia consiste en el desarrollo y gestión de una marca mediante el uso de elementos sonoros. Esto significa traducir el mensaje que una marca pretende dejar mediante sonidos o hacerla identificable al consumidor a través de ellos.

Una marca aspira es a ser única e identificable de diferentes modos. Esta estrategia lo hace posible, pues su principal objetivo es que las personas puedan reconocerla mediante estímulos auditivos.

Puede incluir un audio logo (es decir, el símbolo sonoro de una marca), un jingle, una voz en particular e, incluso, una canción. Al final, lo que se propone es que cuando alguien escuche un sonido en particular, pueda decir: “Me recuerda a la marca”. 

Beneficios del audiobranding

Sabiendo lo que es el sonido de una marca, querrás conocer sus principales ventajas. Te explicaremos por qué debería una marca servirse de él.

  1. Permitir potenciar la personalidad de la marca: con esta herramienta la marca se vuelve identificable mediante un sonido particular. Este es un factor que permitirá construir su personalidad.
  2. Permanecer en la memoria de los consumidores: el sonido quedará marcado en la memoria de quien lo haya oído. De esta manera, al escucharlo nuevamente, podrá reconocerlo y recordar la marca.
  3. Mayor poder comunicativo: el audiobranding es particular. Los sonidos tienen un potencial emotivo diferente. Esto permitirá llevar con mayor eficiencia el mensaje que la marca quiere transmitir al receptor.
  4. Lograr una experiencia positiva e inmersiva: el audio logrará que el oyente pueda vivenciar el mensaje que la marca quiere dejar mediante el oído, reviviendo memorias pasadas. Por ende, genera una experiencia inmersiva.
  5. Desencadenar poderosas respuestas emocionales: estudios científicos han probado que los sonidos influyen sobre la emocionalidad de forma efectiva. Los estímulos sonoros tienen un alcance emocional mayor que otros, dada su incidencia en el sistema nervioso. Por ello, implementar audios en tu marca te permitirá llegar a los potenciales clientes de otro modo.

Habiendo revisado la gran cantidad de beneficios que el audiobranding conlleva, es recomendable que las marcas analicen la posibilidad de implementarlo. Es una estrategia de gran alcance al momento de grabar la impronta de la marca en los potenciales consumidores que escuchen los audios.

Hacer un audiobranding: cómo lograrlo

El sonido de la marca permite a las compañías destacar a través del sonido. Probablemente, en este punto, querrás saber cómo crear una estrategia de esta clase. Pues bien, para hacerlo, en primer lugar, deberás pensar qué mensaje deseas hacer llegar a los oyentes de tu audio.

Esta idea debe ser diagramada con tiempo y precisión, ya que será la manera en que harás llegar la impronta de una marca a los usuarios.

Luego, debes elegir el tipo de mensaje sonoro en el que te gustaría plasmar tu estrategia. Bien sea una canción, un jingle o un audio logo, deberás pensar cuál de todos te permitirá proyectar con mayor eficacia el mensaje que deseas compartir.

Además, debes considerar qué canal de transmisión te permitirá un mayor alcance. Este varía en función del público objetivo. Entonces, una vez identificada audiencia, evalúa cuáles son los canales que te permitirán hacer llegar tu mensaje a la mayor cantidad de usuarios posibles. 

Por último, pero lo más importante: sé constante. Probablemente no veas resultados instantáneos; sin embargo, este tipo de estrategias quedarán grabadas en la memoria de los oyentes siempre que la marca sea constante y el mensaje se reproduzca reiteradas veces.

Esa es la clave del éxito de una estrategia de este tipo. La constancia será la clave de la eficacia del mensaje.

Las marcas, ¿cómo lo utilizan?

Existen múltiples formas en las que las marcas aplican sus estrategias de audiobranding. Por ejemplo, la herramienta de mayor antigüedad es la publicidad en radio, en la que se menciona normalmente el eslogan de la marca.

También, otra forma de aplicarlo consiste en la elaboración de un jingle o canción corporativa, propia de la compañía, de pocas letras y de tonalidad pegadiza.

Otra forma popular (y actual) de hacer llegar la esencia de una marca con sonidos es mediante la confección de una playlist, en la que la marca puede elegir aquellas canciones que representen su mensaje.

Una estrategia de marketing en auge

Cada vez es mayor la popularidad del audiobranding entre las estrategias publicitarias que escogen las marcas. Ya sabes cómo implementarlo y sus beneficios. No esperes más y sumérgete en el mundo de las estrategias de audio para darle personalidad a tu marca.